Zonas de Rebelión 2

Lejos de Tlatelolco todo era

de una tranquilidad horrible, insultante.  

–¿Qué va a pasar ahora, qué va a pasar?

Aquí todos somos invisibles. No tenemos rostro.

No tenemos nombre. Aqui nuestro presente parece

suspendido.

Yo quiero decirle a este gobierno asesino que nos entregue a nuestros hijos, ellos saben donde están y nos los tienen que entregar porque no son únicamente nuestros hijos, son miles de víctimas en este país y se están uniendo a nosotros, a nuestra lucha, por eso le queremos decir al presidente, que todos los padres estamos pidiendo que si no puede con esto, y es evidente que no puede, que se vaya con todo su gabinete…

 

Los padres de familia estamos determinados a todo, estamos determinados a cambiar de una vez por todas este país. Nosotros le apostamos sobre todo a la vía pacífica, pero también queremos que entiendan que no podemos hablar de paz cuando faltan 43 jóvenes, no podemos hablar de paz ni de gobernabilidad cuando ellos tienen provocadores, cuando ellos tienen a sus militares en las calles intimidando al pueblo.

Captar un acontecimiento es rescatarlo de las capas mudas de la tierra que constituyen su verdadera continuidad o que lo inscriben en la lucha de clases.

La historia tiene algo de campesino.

Comenta utilizando tu cuenta facebook

Comenta utilizando tu cuenta facebook